POTES
Municipio  situado en el centro de la comarca de Liébana de la cual es capital.
La villa de Potes está situada en la confluencia de cuatro valles además de desembocar en ella el río Quiviesa en el río Deva.
Como el resto de la comarca lebaniega, Potes disfruta de un microclima de tipo mediterráneo que permite el cultivo de la vid, del nogal y del chopo.

HISTORIA
Potes se encuentra situado en un lugar estratégico: en    el punto donde confluyen los dos ríos de Liébana:                                 el Deva y su afluente el Quiviesa.
No quedan en este municipio vestigios de la Antigüedad, aunque los historiadores suponen que debió estar poblado en la prehistoria, por haber restos en otros lugares de Liébana.
Este lugar fue objeto de repoblación en época de Alfonso I de Asturias. La primera mención es del año 847, como Pautes. En 947 se cita a la iglesia de San Vicente, que dependía del Monasterio de Santo Toribio. Un conde gobernaba este territorio, recibiendo privilegios reales en 1299 y 1305. En el Becerro de Behetrías (1351) Potes aparece como propiedad de don Tello, hijo de Alfonso XI. Durante la Baja Edad Media, como todo el valle de Liébana, la localidad se vio implicada en la confrontación entre los linajes de Manrique-Castañeda y Mendoza. Juan II, en torno al año 1444, resolvió la cuestión a favor del Marqués de Santillana. Los Mendoza hicieron de Potes la capital de Liébana, y erigieron en la villa una gran torre, llamada del Infantado (siglo XV).
En la Edad Moderna, Potes siguió siendo un lugar de señorío. El Duque del Infantado nombraba a su alcalde. Muchos lugareños emigraron a América, y las riquezas del nuevo continente permitieron la construcción de notables edificios en la villa. En 1822, Potes tuvo ayuntamiento propio, siendo cabeza de un partido judicial que abarcaba Potes, Castro y Cillorigo, Cabezón de Liébana, Camaleño, Espinama, Pesaguero, Tresviso y Vega de Liébana. Tres décadas después, pasó a formar parte del partido judicial de San Vicente de la Barquera.

Durante la Guerra Civil, Potes se vio afectada por un incendio provocado por el bando republicano, que destruyó su casco histórico, reconstruido después con los criterios de restauración del autoritarismo. A pesar de ello, su casco antiguo es Bien de Interés Cultural, con categoría de Conjunto Histórico desde el año 1983.

QUÉ VER
VILLA DE POTES
Con categoría de conjunto histórico.  La villa de Potes conserva numerosas edificaciones de interés, algunas concentradas en barrios como la Solana o el Sol.

TORRE DE OREJÓN DE LA LAMA
Esta torre es una construcción del siglo XV de planta cuadrada y se encuentra adosada a otras edificaciones. Tiene tres alturas, el segundo piso presenta dos ventanas de arco apuntado con parteluz y se rematada con pináculos y ventanales góticos.

Hay dos escudos entre laureles con las armas de Celis y de Bedoya. En la actualidad es sede del Museo de la Brujería, la Tortura y el Ocultismo.

TORRE DEL INFANTADO
Está construida principalmente por sillarejo, se encuentra reforzada con sillería en las esquinas y los vanos. Está compuesta por cuatro cuerpos y una azotea con cornisa, que soporta una barbacana corrida rematada por almenas. En las esquinas hay cuatro pequeñas torres almenadas.
En la fachada principal asoma un gran balcón, bajo el cual se encuentra la entrada a la torre a la que se llega ascendiendo una escalinata. En las cuatro fachadas hay pequeñas ventanas adinteladas.

En el interior hay un patio interior que ilumina las estancias interiores, lo cual es un detalle inusual en las fortalezas cántabras. Su presencia se asocia a una reforma llevada a cabo por los Duques del Infantado, en el siglo XVI, aplicando al castillo un estilo italianizante, propio de los palacios castellanos de la época.

ANTIGUA IGLESIA DE SAN VICENTE
Potes conserva dos iglesias dedicadas a San Vicente. La más antigua se comenzó a construir en el siglo XIV en estilo gótico tardío y con añadidos posteriores de los siglos XV y XVII.
Actualmente no tiene culto, empleándose como sala de exposiciones. En su frente sur alberga las dependencias de la Oficina de Turismo de esta localidad lebaniega.

NUEVA IGLESIA DE SAN VICENTE
La nueva iglesia de San Vicente, que es el templo parroquial de Potes, se encuentra a escasos metros de la anterior. Es un voluminoso, austero y frío edificio neoclásico del siglo XIX restaurado tras los destrozos de la Guerra Civil.

Cuenta con tres naves en el interior más capillas laterales. Al exterior lo más notable es la pareja de grandes torres campanarios que flanquean la fachada rematada en un frontón triangular clasicista.

PUENTE DE SAN CAYETANO

El Puente de San Cayetano salva el río Quiviesa para enlazar las dos orillas del pueblo. Es uno de los rincones más tranquilos y pintorescos de Potes, enfrente de la Torre de Orejón de la Lama. Es de estructura medieval posiblemente de los siglos XIII o XIV, con el habitual perfil de lomo de asno (apuntado en el centro) y un solo ojo semicircular.

ERMITA DE LA VIRGEN DE VALMAYOR

Edificio de una sola nave con bóveda de crucería. La capilla principal está cubierta con lunetos. En el retablo está la imagen de la Virgen de Valmayor.

ERMITA DE LA VIRGEN DEL CAMINO
Es una capilla de una nave cuadrada, con bóveda estrellada, que conserva un retablo del siglo XVIII, con columnas churriguerescas.

ERMITA DE SAN CAYETANO

La ermita es de una nave. Destaca el retablo barroco del siglo XVIII con columnas corintias, donde está la imagen de San Cayetano del siglo XVIII y cuadros que representan a Beato de Liébana, San Ignacio de Loyola y San Francisco Javier.

TORRE DE CANSECO
La Torre de Calseco es un edificio de cuatro pisos con ventana geminada y escudos de armas. Se encuentra cerca de la ermita de San Cayetano.

TORRE DE LA FAMILIA OSORIO
La Torre de la familia Osorio es de tres pisos, posee un escudo de armas de la familia Campillo y una inscripción.

ANTIGUO CONVENTO DE SAN RAIMUNDO
Del antiguo convento, solamente se conserva el claustro, que es muy sencillo. Fue fundado a principios del siglo XVII, en el año 1603.

RUTA LEBANIEGA
Es uno de los municipios por los que pasa la Ruta Lebaniega, que enlaza el Camino de Santiago de la costa con el Camino Francés.

MUSEO DE LA BRUJERÍA
Exposición de "Brujería, ocultismo y tortura medieval".
Se muestran elementos relacionados con el tema del ocultismo y también instrumentos de tortura de la época de la Santa Inquisición. Representación de un altar satánico con un escalofriante Belphegor.
Vitrinas con gran cantidad de rituales vudús procedentes de muchos lugares y realizados de distintas formas.

FIESTAS Y TRADICIONES

FIESTA DE ORUJO
La Fiesta del Orujo se realiza cada año el segundo fin de semana de noviembre. Esta festividad, que comenzó en 1991, consiste en la degustación del orujo que se produce en esta comarca, acompañado de música tradicional, mercados tradicionales, y por supuesto del marco incomparable de los Picos de Europa. Cada año se galardonan a uno o varios personajes como "orujeros mayores", encargados de leer el pregón y participar activamente en el festival con conferencias y sobre todo con el encendido de las alquitaras. Además, se otorga la "Alquitara de Oro" a la marca que ha producido mejor orujo del año.

En 2012 fue declarada Fiestas de Interés Turístico Nacional.

LA CRUZ
Declaradas de Interés Turístico Regional. La fiesta de la Exaltación de la Cruz se celebra el 14 de septiembre. En el monte Viorna y alrededor del monasterio de Santo Toribio de Liébana se venera el Lignum Crucis.

 

  • San Blas. Patrón del pueblo. Se celebra el 3 de febrero.
  • Santa Ana. Patrona del pueblo. Tiene lugar el 26 de julio.
  • Las Fallas. Del 15 al 19 de marzo.
  • Bajada de la imagen de Santa Ana desde la Ermita al pueblo. Tiene lugar cada 25 años.

GASTRONOMÍA
Esta localidad cuenta con una rica gastronomía, que se beneficia en parte del microclima existente en la zona. El plato típico es el cocido lebaniego, a base de garbanzo. Liébana produce además miel, legumbres, muy buena fruta y frutos secos, y el famoso licor de orujo.
Además cuenta con una importante tradición en la elaboración de quesos con denominación de origen reglamentada y embutidos de carne de jabalí y venado.

Sin duda, lo más destacado de la gastronomía de Potes son los famosos licores de elaboración artesanal: el orujo y el tostadillo. El orujo, complemento ideal para otras bebidas como puede ser el té del puerto, se fabrica en alquitaras con la cosecha de las numerosas viñas de la zona. El tostadillo, en cambio, se trata de un vino dulce, oloroso y suave al paladar, con larga crianza en soleras de roble americano.

EVENTOS

LINKS
ARCHIVO HISTÓRICO DE POTES
http://www.archivohistoricodepotes.es/
PÁGINA WEB SOBRE POTES
http://web.archive.org/web/20120910222456/http://www.potes.com.es/
CANTABRIA TURISMO RURAL

http://www.cantabriarural.com/donde-dormir/picos-de-europa-potes/potes/potes/

Sobre nosotros

Web dedicada al turismo y restauración

Contacto

info@gastroparadise.es